Del gran director Steven Spielberg

Tiburón esta de cumpleaños Es una tranquila tarde en la playa, los niños juegan en el mar, los adultos descansan en sus sillas cubiertas. Solo se escucha el gentío bajo el sol. En el agua un hombre juega con su perro lanzándole una rama de árbol, un niño se desplaza sobre un flotador, más allá se asoma el rostro de una mujer relajada y con los ojos cerrados. Mientras, desde la orilla, un hombre observa todos los movimientos. De esta forma, la escena se alarga por cuatro intensos minutos, y los espectadores, igual que ese hombre, empiezan a presentir una tragedia. De repente se escuchan ese profundo tum tum... tum tum... tum tum... Entonces el miedo se apodera solo del público, porque en la película nadie lo escucha. En la distancia irrumpe una aleta, luego alguien se hunde, y en menos de 10 segundos el agua se tiñe de rojo y todos huyen del mar aterrorizados. Pero en la playa falta alguien. Desde que los primeros espectadores vieron esta escena de la película ‘Tiburón’, estrenada en 20 junio de 1975, nadie volvió a sentirse seguro en el agua. Esa aleta acompañada de un sonido amenazador fueron el primer acierto creativo en la carrera del joven director Steven Spielberg, quien tenía 27 años cuando asumió el encargo de adaptar al cine la novela ‘Jaws’ (Mandíbulas) del escritor Peter Benchley.

Reproductor Web